Pequeña historia de Thermomix®

#Noticias Blog 04 mayo 2014

La empresa Vorwerk fue fundada en 1883 por Carl y Adolf Vorwerk, en Wuppertal, Alemania. Ha sido una empresa familiar que nunca ha cambiado de manos.
En sus comienzos se dedicó a la fabricación de alfombras y más tarde amplió su actividad al ámbito de los electrodomésticos.
Fue en la década de los 30 cuando empezó a comercializar sus productos a través de la venta directa, para proporcionar al cliente un servicio personalizado.
En cuanto a nuestra querida Thermomix® , su historia comienza en Francia, (¡DONDE SINO!): tuvieron la idea de mezclar y cocinar simultáneamente. Había nacido la Vm 10

 

Pequeña historia de Thermomix®

 

En 1972, Vorwerk compró la patente a los franceses, y mejoró la idea, creando la Vm 2000, una batidora con calor a la que se llamó cariñosamente " El mezclador de sopa". Así nació Thermomix® hace más de 40 años.

 

Pequeña historia de Thermomix®

 

Vorwerk España m.s.l., s.c. fué fundada en 1978, y el primer modelo que comercializaron aquí fue la Vm 2200. Con ella llegó la cocina sencilla y rápida a nuestros hogares. Una curiosidad: la Vm 2200 costaba, por aquél entonces ¡20.000 pesetas!.

 

Pequeña historia de Thermomix®

 

A esta le siguió la Tm 3300, aún activa y funcionando estupéndamente en muchos hogares y restaurantes, que se vendió durante 16 años.

 

Pequeña historia de Thermomix®

 

El 13 de Marzo de 1997 sale al mercado la Tm 21, una verdadera revolución, ya que podía cocinar tanto en caliente como en frío.

 

Pequeña historia de Thermomix®

 

Por fín, el 15 de octubre de 2004, salió al mercado la Tm 31, muy evolucionada después de años de investigación y estudio.

 

Pequeña historia de Thermomix®

 

Muy facil de utilizar, está pensada para cualquier persona, sepa o no cocinar, ya que sus magníficos recetarios están explicados para que, solo con saber leer, salgan todas las recetas buenísimas.Facilita mucho el trabajo en la cocina, tanto en casa como en las cocinas de los grandes chefs, porque pesa, pica, trocea, tritura, emulsiona, cuaja, amasa, sofríe y cocina: lo fundamental.
En fin, qué os voy a contar a vosotr@s que no sepáis.